13.Noviembre.2017
CONACYT Y SEP QUITAN MAESTRÍA A LA UV, POR BAJO NIVEL Y DEFICIENCIAS
La dan de baja en su Programa Nacional de Posgrados: además no hay transparencia en asignación de Plazas a Docentes, señala el Consejo
Por LUZ MARÍA RIVERA/ EXCLUSIVA
Foto: / I.O. /
Por: LUZ MARÍA RIVERA/ EXCLUSIVA /

Ciudad de México., 12 de Noviembre, 2017.-La Secretaría de Educación Pública (SEP) y el Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (CONACYT), emitieron un Dictamen por medio del cual la Maestría en Filosofía de la Universidad Veracruzana causa baja y deja de pertenecer al Programa Nacional de Posgrados con validez y reconocimiento oficial.

Esto debido a serias deficiencias que van: desde una eficiencia terminal baja, hasta la ausencia de Investigación, así como carencia en la Paridad de Género en la planta docente ofertada, hasta llegar a la falta de transparencia en la asignación de plazas a los maestros.

Todos los detalles se emitieron en un dictamen técnico cuya copia obtuvo EL MERCURIO DE VERACRUZ, en la que se da cuenta que desde el pasado mes de octubre, la maestría en Filosofía, adscrita a la Facultad de Filosofía de la UV dejó de pertenecer al PNPC del CONACyT.

SILENCIO DE LA RECTORA…

A pesar de que ocurrió el mes pasado, la Rectora Sara Ladrón de Guevara no hizo público el lamentable resultado de la evaluación de SEP y CONACYT, que elimina una Maestría de su oferta académica, y donde se hacen una serie de recomendaciones a la Universidad para que enmiende, a la brevedad, los señalamientos que llevaron a la eliminación en su Programa Nacional, de dicha Maestría que tenía vigencia desde el año 2008.

Actualmente el programa de la Maestría que causó baja, es coordinado por el Maestro Víctor González Osorno y la Dirección de la Facultad de Filosofía de la UV, la tiene el Maestro Félix Aude Sánchez.

GRAVES SEÑALAMIENTOS…

En el dictamen técnico emitido, se detallan varios apartados con Criterios, Evaluación y Juicios de Valor que dan cuenta de los “aspectos negativos” que condujeron al programa a causar baja en el PNPC, como por ejemplo en el “criterio” del “compromiso institucional” en su apartado “B2” que cuestiona: “¿Existen procedimientos que den viabilidad al compromiso institucional para cumplir su responsabilidad social, con apego a los principios de: a) integridad y ética en el quehacer académico; b) equidad y no discriminación; c) inclusión de la dimensión de género; d) transparencia, eficiencia y honradez?”

Y la Evaluación es contundente: “no cumple”, dice el apartado y el Juicio de Valor, concluye: “La auto evaluación no incluye ninguna referencia a criterios de equidad, ni medidas de nivelación, ni acciones afirmativas que posibiliten la inclusión. Esto nos parece especialmente grave tratándose de un programa en el nivel de desarrollo…”

RECOMENDACIONES A FILOSOFÍA QUE SON PARA LA RECTORÍA…

En el dictamen técnico referido, y después de desmenuzar el programa académico objeto de evaluación, emiten la siguiente recomendación:

“Mencionar de manera explícita la aceptación institucional del código de buenas prácticas del PNPC en la carta compromiso. Se recomienda establecer de manera clara los aspectos de equidad y género en el ámbito de la contratación del personal académico y el nivel de participación en las actividades tanto de docencia como de investigación. Sería conveniente transparentar el proceso de incorporación de docentes al programa a través de convocatorias públicas…”

En la Justificación a la Recomendación, el documento es contundente: “Se requiere hacer explícita la aceptación del código de buenas prácticas del PNPC no solamente hablar en términos generales de su adopción. En lo referente al padrón del personal académico del programa, es evidente la necesidad de insertar la perspectiva de género bajo lineamientos que regulen la participación equitativa de todas y de todos en las tareas de docencia e investigación. El programa requiere una mayor transparencia y rigurosidad en los mecanismos de contratación de los profesores en el programa…”

NI TRANSPARENCIA, NI INVESTIGACIÓN NI PARIDAD; AUNQUE SÍ MOVILIDAD…

El dictamen SEP/CONACYT, es demoledor: establece que no sólo no hay “transparencia” en la asignación de las Plazas a Docentes, sino que no hay “movilidad académica” por consiguiente; y tampoco hay trabajos de Investigación: ni de alumnos ni de éstos en conjunto con los maestros.

A la falta de paridad de género en la planta docente, se añade el incumplimiento en el seguimiento a la trayectoria de los estudiantes: no se sabe cómo se insertan al mercado laboral, el impacto de su inclusión ni los resultados de su labor.

Tampoco el programa evalúa ni da seguimiento a los programas de Tutorías, entre otras decenas de incumplimientos, aunque en el caso de la movilidad de estudiantes en resultados generales en instituciones nacionales e internacionales el dictamen detalla que sí se cumple: “(en) las evidencias presentadas es posible advertir que los estudiantes tienen una amplia participación a nivel nacional como ponentes en congresos. Asimismo se advierte que la mayoría de las instancias se realiza en universidades internacionales (América y España) pero no hay que descuidarlo e incrementarlo”.

MENOS ES MENOS…

En las observaciones aparte del Dictamen, se consigna: “Desafortunadamente, con la actual situación, los aspirantes a una beca para estudios de posgrado deberán trasladarse a otros estados, con lo cual se deja un vacío en cuanto a la investigación y la profesionalización en el área de la Filosofía para los egresados de la Licenciatura en Filosofía; así como para aspirantes interesados de otras áreas afines”.

Fuentes académicas consultadas en la UV, a propósito de este dictamen, refieren que bajo el Rectorado de Sara Ladrón de Guevara se terminaron de “romper” varios de los cimientos que le dan sustento y nivel a los Programas universitarios, debido esencialmente a que la rectora “ha privilegiado el acuerdo político en detrimento del académico”, y que se traduce en bajos niveles o dudosos perfiles para las Facultades y Direcciones de Programas de Maestrías y Doctorados.

LA DEBACLE SARESCA…

“La de Filosofía fue el principio: en capilla están varias más. Y será escandaloso cuando revisen toda la oferta académica que va directamente relacionada con los “doctorados” y “maestrías” que por lo menos en los últimos 8 años ha otorgado la UV en diversas Facultades, entre ellas, la tuya de Comunicación; y cuando Sara no era Rectora pero era Secretaria: es decir, sabía. No quiere revisar el MEIF y eliminar el horario partido que sólo nos beneficia a nosotros pero perjudica a los universitarios. Nos encaminamos al desastre…” dice demoledor, un docente con más de 30 años en la UV.


 
© Toda la información de este Portal Informativo está protegida por la Ley de Derechos de Autor Los medios que deseen reproducirla pueden contratar.